viernes, 10 de agosto de 2012

Brasilia 2012. Testimonio, Equipistas Ecuatorianos en Encuentro Internacional. Parte #2


Wilmita y Félix

EL PARTICIPAR POR PRIMERA VEZ DEL ENCUENTRO INTERNACIONAL DE LOS ENS, CONSTITUYÓ UNA EXPERIENCIA GRATA E INOLVIDABLE. 

Cuando Felixito y yo, decidimos viajar a Brasilia, hubo realmente esa alegría, propia  de los preparativos,  pero al mismo tiempo, una inquietud por lo que viviríamos allí. Hicimos las maletas inflándolas sobre todo de ilusiones y estuvimos  listos para partir, luciendo en nuestros rostros la sonrisa de quien se apresta  a participar en acciones de carácter espiritual.

Las sorpresas se sucedían una a una. En el primer aeropuerto, mientras aguardábamos una conexión, llegaban personas, hasta ese instante desconocidas, pero al divisar que portaban  el  distintivo del movimiento, nos fuimos acercando mutuamente para traslucir una amplia sonrisa y saludar, pese a la dificultad  del idioma.

La primera reunión, “Fiesta de bienvenida”, fue muy agradable, porque  pudimos con verdadera admiración,  visualizar una gran cantidad de parejas de distintas nacionalidades,  que integran el movimiento.  Realmente Equipos hace una gran presencia a nivel mundial.

Las charlas dadas diariamente al igual que los testimonios compartidos,  por diversas parejas, fueron valiosos y contribuyeron a que salgamos motivados para efectuar un mejor trabajo en el equipo base, en el  Sector a nuestro cargo y en el movimiento en general.

Los anfitriones, los queridos brasileños, efectuaron un trabajo grandioso, fueron magníficos en la organización y atenciones  a los participantes. Consideramos son un ejemplo de esfuerzo y dedicación. ¡Felicitaciones!.

La reunión efectuada en  la  “Explanada dos Ministerios”, congregó a una gran multitud de parejas  cobijadas por un solo color, el  blanco;  donde no había distinción de países y luego la sentada,  no puede haber mejor calificativo que extraordinaria, pues estar tan juntos como pareja, mirándonos a los ojos, descifrando interrogantes, confesando como adolescentes  el amor, mezclando a veces lágrimas con sonrisas, fue encantador.  Y de pronto, qué agradable, un helicóptero rasgó el silencio,  para arrojar pétalos rojos a la gente que en nombre de Dios, se dio cita en tal pintoresco sitio.

Acto Público
Helicóptero
 Vivir una Eucaristía diaria fortaleció nuestro acercamiento a Dios y reflexionar en un pasaje bíblico del evangelio  mirado cada día  con diferente perspectiva y aplicabilidad a la vida,  fue muy interesante y formador.

Las reuniones con los equipos mixtos permitieron un descubrir cómo el movimiento desarrolla acciones en los distintos países, pero  también, estar bien claros en que los puntos de esfuerzo, todos los conocen y son cumplidos. Además, nos agradó el compartir con parejas de diferentes países,  pero al tratarlas y saber que una misma bandera de los ENS nos cobija, establecer una linda amistad, la misma que dio paso a compartir vivencias familiares donde la sensibilidad estuvo presente,  pero también la mano y voz amigas, para decir adelante, la vida continúa.

Finalmente a manera de evaluación de lo vivido en Brasilia,  fue espectacular;  ahora quisiéramos repetir la frase que luce en la portada del libro que nos entregaron, como parte del material y que nos parece muy aleccionadora:   “Parejas,  llenas del amor de Cristo, salen cada día al mundo para llevar sobre sí a los hombres”.

Un abrazo y bendiciones

Wilmita y Félix.
ENS-Quito

No hay comentarios :