jueves, 25 de febrero de 2016

Aniversario de la Primera Reunión de los ENS


Tomado del libro biográfico "HENRI CAFFAREL - Un hombre cautivo de Dios" - Autor, Jean Allemand:

En sus inicios el Movimiento ENS como lo conocemos, se lo denominaba como "Los Grupos de Hogares", y no fue sino hasta la promulgación de la Carta Fundacional el 8 de Diciembre de 1947, que adoptó su nombre oficial.

El P. Caffarel siempre afirmaba que era un hombre práctico. Ir sobre el terreno, y detectar las necesidades de la Iglesia. Es así que su gracia especial lo lleva a la creación de los grupos de hogares.


En su origen, Madeleine de d'Heilly acude al P. Caffarel en busca de ayuda espiritual para su vida conyugal. Él le sugiere que venga acompañada de su esposo para que ambos escuchen lo mismo. Luego de esta reunión con el P. Caffarel, el matrimonio queda encantado con las ayudas del sacerdote, y deciden compartir esta gracia con sus otros matrimonios amigos. El Padre Caffarel acepta este desafío y les dice, "Busquemos Juntos": es así que el 25 de Febrero de 1939 el primer grupo de hogares decide reunirse en el piso de uno de ellos en París, dando inicio a lo que serán los "Equipos de Nuestra Señora".

Estos cuatro matrimonios muy posiblemente se reunieron en el hogar de la familia Montjamont :

- Padre Henri Caffarel
- Madeleine y Gérard d'Heilly
- Ginette y Michel Huet
- Marie Francoise y Frederic de La Chapelle
- Rozen y Pierre Montjamont

Testimonio de uno de los asistentes :

"Qué nos preguntábamos entonces? Creo que era lo siguiente : Cómo nuestra vida tan llena de felicidades humanas, de preocupaciones, de unión de otras criaturas, nos pueden permitir responder plenamente a la exigencia al amor de Dios (cuando este amor empuja a muchos a entregarse de forma exclusiva en el celibato)? Acaso esta exigencia de santidad no atañe a los casados? Nuestro sacerdote nos decía : "Os atañe también, esto es seguro". Entonces, decíamos : "Si nos atañe, cómo vamos a responder?, amarrados como lo estamos por todas partes, con el corazón, con el cuerpo y con el espíritu?". Y nuestro sacerdote respondía con fuerza : "Para responder, tenéis un sacramento propio. Pero, hay que decirlo, conocemos muy mal este sacramento".

La primera etapa se esbozaba ya. Juntos, habíamos comprendido que teníamos que ir de manera atenta y apasionada, en busca del pensamiento de Dios sobre nuestro matrimonio.
Qué produce en nosotros? Cuál es su gracia propia? Cómo nos entrega a Dios y nos da a Dios?."

Saludos y bendiciones,
Edith y Hugo

Corresponsales de la Causa para la Beatificación del P. Caffarel

No hay comentarios :